Comparte esta noticia

LA MANTELERIA DE TELA COMO PROTECCIÓN ANTIBACTERIANA

LA MANTELERIA DE TELA COMO PROTECCIÓN ANTIBACTERIANA
A raíz del Covid-19, están siendo tiempos realmente complicados para los sectores de la hostelería y la restauración. los cuales deben hacer frente a muchas barreras con tal de poder reiniciar de manera rentable sus negocios. Muchos restaurantes siguen cerrados, y los que van abriendo deben cumplir una serie de normativas con el fin de evitar posibles nuevos contagios; aforamiento limitado, distanciamiento entre mesas, constante desinfección del local, etc. Incluso varios locales de restauración. han ido tomando medidas complementarias para reducir al mínimo cualquier posibilidad de infección, como por ejemplo el uso de menús virtuales mediante códigos QR y la supresión de las setrilleras. En general, los restaurantes están adoptando un aspecto cada vez más minimalista en lo que a decoración se refiere, poniendo la seguridad de los comensales como principal prioridad.

No obstante, hay medidas que se han tomado como preventivas que se ha demostrado que no reducen las probabilidades de infección y que además ponen en detrimento la imagen del local. Es lo que está sucediendo con el uso de la mantelería tradicional. La mantelería tradicional lleva siendo desde hace décadas un elemento imprescindible a la hora de vestir las mesas, añadiendo un toque personal y estético a los locales de restauración. A raíz del Covid-19, varios locales han optado por sustituir los manteles de tela por manteles de usar y tirar de papel o directamente deciden no poner nada de separación entre la mesa y el cliente.

Sin embargo, en un reciente informe de Bioburden -publicado por el Instituto Tecnológico Textil (AITEX)- ha sido revelado que“en el caso de no utilizar mantel, se acumulan 37 veces más bacterias que las mesas con mantel de tela”. El estudio recalca que “los manteles tradicionales, los manteles individuales y los caminos de mesa se convertirán en imprescindibles en cualquier establecimiento”. El informe concluye advirtiendo que la desinfección del mantel de tela la garantizaremos mediante un lavado a 60 grados de temperatura o bien por la composición antibacteriana del tejido.

Por lo tanto, ha sido demostrado que el uso de mantelería tradicional de tela es totalmente seguro e higiénico siempre y cuando se cumplan con las normas estipuladas por el informe Bioburden. Buenas noticias para aquellos locales de restauración que quieran conservar su imagen corporativa y seguir vistiendo elegantemente sus mesas.

Desde Tejidos Forés queremos dar nuestro mas sincero apoyo a todo el sector de la hostelería y restauración. ¡Juntos saldremos adelante